¿Nos gusta la Estación Sol Galaxy Note?

Imagen

Cortesía de Wayerless.

Es duro estar en una ciudad desconocida. No sé cuánto más me va durar la etiqueta de “recién llegada” para justificar las innumerables veces que me pierdo en Madrid pero la de ayer, vamos, la de ayer no fue culpa mía: Ninguno de los muchos mapas del Metro que he acaparado tiene una estación que ponga “Sol Galaxy Note”, no me jodan.

Pero esa estación existe y existirá por lo menos por un mes. Cosa que con sorpresa, buen rollo y alguna que otra muestra de indignación ha llenado Twitter bajo la etiqueta #EstacionesPatrocinadas, surgida luego de que Galaxy Note, la “phablet” de Samsung, diera su nombre -a cambio de un pastón, seguramente- a la Estación Sol la que, por cierto, habrá usado más de un “indignado” para llegar a la plaza de las acampadas a luchar contra el capitalismo, ¡já!

La pregunta entonces es: ¿Nos tiene que alegrar o nos tiene que molestar? Depende de cada quién, como todo en esta vida.

En Twitter algunos hablaban que la cosa era para avergonzarse. La verdad, no lo creo. Otros Metros en el mundo han hecho lo propio sin estar en crisis, además es sabido que los publicistas pujarán sin descanso hasta hacer suyo cualquier espacio. Hoy es una estación del Metro, mañana serán las chapas de los policías y al final acabaremos por acostumbrarnos a otro punto de agobio publicitario en el paisaje y los que trabajamos en publicidad empezaremos a pujar para que las monjas accedan a tatuarse la frente con el logotipo de lo que sea que estemos manejando.

No obstante, la alegría también queda en entredicho: Samsung nos abrió la puerta a los publicitarios para que empapelemos el Metro con lo que nos dé la gana* (*Ciertas condiciones aplican) y, considerando que estaciones hay muchas, progresivamente podríamos hablar de unas pautas acojonantes para engordar la facturación de la agencia para la que estemos trabajando. Nada mal, siempre que no envidiemos que eso maravilloso de disfrazar el Metro de Madrid que se nos va a ocurrir, ya se le ocurrió a otro.

En cuanto a dinero, me mata la curiosidad: ¿Cuánto ha costado esto? ¿Cuánto le entra neto a la Comunidad de Madrid y para qué lo va a usar? Vamos, que son unas cuaaaaantas monedas “imprevistas” para la alcancía.

En fin, para que nos hagamos una idea con base en los precedentes, les voy a apuntar algunos fragmentos de artículos respecto al patrocinio de estaciones de metro en otros países:

“La Washington DC Metropolitan Transportation Authority está considerando vender los derechos de nombre de sus estaciones de metro como una manera de llenar el vacío presupuestario de 72 millones de dólares… En Philadelphia existe una Estación AT&T en el final de la línea de Broad Street, gracias a 3 millones de dólares convenidos por patrocinio… En Miami se habló de la apertura de patrocinios corporativos en las estaciones de Metromover por hasta 40 mil dólares por pieza…”

(Tomado de Smartplanet, enero de 2011)

¿Entonces qué? ¿Nos gusta la Estación Sol Galaxy Note?

Anuncios

Acerca de Janet Marilyn

BLOG PERSONAL. De vez en cuando tengo algo que decir y, si lo digo en mis perfiles, es estrictamente personal y no representa la postura de las empresas para las cuales trabajo.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s